Autodenominado influencer, a Alessandro (Aless) Gibaja, el señor de la foto, le asusta saber que es el ídolo de todos sus fans porque no es perfecto, tal y como lo afirmaba en una reciente entrevista. También remarcaba la gran responsabilidad que conlleva su trabajo, no puede defraudar a los cientos de personas que le piden consejo cada día subiendo cualquier cosa a las redes sociales. Actor, cantante, DJ, tuitero y youtuber, Gibaja prefiere no cerrarse puertas, no vaya a ser que se las cierren los demás.


En 2014 debutó en televisión en el programa Hable con ellas de Telecinco, donde Beatriz Montañez le realizó una entrevista. Al preguntarle por su faceta como defensor de los animales, Montañez llamo la atención sobre la afición de Gibaja por los bolsos de piel. La respuesta de Aless, que previamente había afirmado que era embajador de PETA, fue: “Estoy aprendiendo a no usar prendas de piel”.

Más recientemente, en mayo, Frank Cuesta, mejor conocido como Frank de la Jungla, le dedicó un video tildándolo de “falso” y “ególatra” por haber utilizado un tigre criado en cautividad como atrezzo para su último videoclip. La respuesta de Gibaja, un tuit: “Ser divo es mi profesión, tu envidia mi diversión”.

Sinceramente, ahora podría escribir todo lo que pienso sobre este señor que, como ya habrá intuido el lector, no es nada bueno. Pero la verdad es que no creo que nada de lo que pueda decir vaya a ser una mayor descalificación que las propias palabras de este personaje. Aprovecho estas líneas para dedicar un cordial saludo a Aless Gibaja, espero que estos años de entrenamiento en el noble arte de no llevar piel estén dando sus frutos